El Oráculo, la entrega

El Oráculo nos habla de un movimiento cósmico, una fuerza de Vida que nos transciende, un orden natural y divino que nos pide humildad y aceptación. Es un movimiento que funciona como una limpieza profunda de todo aquello que pueda estar estancado, de las creencias, patrones, hábitos que nos impiden avanzar, de las emociones y pensamientos tóxicos que nos bloquean. Si hemos sentido caos en nuestras vidas, el Oráculo nos pide que colabore-mos con esta limpieza cósmica, en vez de resistirle. Y colaborar implica ocuparnos de nuestra parte: discernir lo que hay que tirar, soltar lo que ya no nos da alegría, lo que no nos pertenece realmente y que está impidiendo la circulación de energía vital. Implica, quizás, revisar el pasado, con compasión y amor propio, para recuperar partes de nosotros que pueden haber quedado atrás, bloqueadas en alguna situación que nos hizo daño. También implica reconocer la fuerza de Vida que actúa más allá de nuestra voluntad – en el tiempo cíclico, en la naturaleza, en el Universo – y rendirnos, devotarnos y fluir con ella. Sintonizar nuestra voluntad con este poder más grande es un acto de humildad que nos empodera, y un acto de liberación que nos devuelve a nosotros mismos. Aquí es dónde reside la esencia de la verdadera Autonomía.
Crecemos más allá de la actitud infantil de carencia y dependencia que pauta nuestra forma de estar en este mundo, nuestra forma de vincularnos. Crecemos para la consciencia de que podemos auto sostenernos y ya no estaremos en el mundo como niños desamparados que sabotean nuestros proyectos y relaciones. Precisamente porque salimos de la polaridad de la omnipotencia cuando nos rendimos a esa fuerza que nos atraviesa, cuando nos entregamos completamente al movimiento cósmico que viene a contrariar aquello que creemos que queremos, pero que siempre viene a darnos lo que realmente necesitamos. La dádiva de ese acto de entrega y confianza es una consciencia de plenitud.
Es como una brecha que se abre para que empecemos a sentir abundancia en nuestras vidas. Una abundancia real, basada en la conexión con la Vida, cuando desistimos de remar contra marea, cuando paramos de chapotear en las pozas de la escasez. Y al recuperar la fuerza que viene de la consciencia de Plenitud y de nuestra propia Autonomía, algo dentro de nosotros puede volver a suavizarse, abrirse. Podemos dejar que se derrumben los muros y caigan las máscaras que ya no necesitamos que nos protejan y recibir una autentica conexión con todo aquello que tenemos alrededor. En este estado de apertura la Vida podrá alcanzarnos y podrá amarnos. En ese estado de apertura estaremos preparados para recibirla.

 

Oráculos
The lover and the beloved, Rumi Oracle, Alana Fairchild
Gates of Heaven, Kuan Yin Oracle, Alana Fairchild
The dance of the planets, Journey of love, Alana Fairchild
La oración, Archangel Michael, Doreen Virtue
Divine Order, Magdalene Oracle, Toni Salerno
Karmic Grace, Crystal Mandala Oracle, Alana Fairchild
Princess Charming, Soulful Woman, Shushann Movsessian and Gemma Summers

 

El Oráculo
En la Antigüedad consultar el Oráculo era un acto natural de búsqueda de orientación. Porque para los antiguos la relación con el misterio era algo natural – sus dioses y diosas los ayudaban a dar sentido al inexplicable y un cierto orden al caos propio de la existencia humana.
En los días de hoy, la idea que tenemos de espiritualidad – la relación con lo que nos transciende – está llena de ambigüedades, de asociaciones dudosas y de un escepticismo que enmascara nuestro eterno miedo hacia lo desconocido.
En mis procesos de experimentación como arte terapeuta he descubierto en los Oráculos una herramienta de gran riqueza y potencial – a nivel terapéutico, creativo, lúdico y espiritual – y he creado el proyecto “Imaginario Oracular” para trabajar con el Oráculo a partir de métodos arte terapéuticos.
Es un recurso que vengo explorando en los últimos años, que es fuente de nutrición e inspiración y, en ese sentido, me propongo compartirlo de forma más amplia, más allá del espacio de mis consultas y talleres.
Así, mensualmente comparto un texto escrito a partir de un mensaje del Oráculo para todos nosotros. El texto resulta de un proceso creativo con distintas cartas en que las imágenes, los mitos y los símbolos se transforman en palabras. No pretendiendo “adivinar” nada, sino Inspirar a cada uno de nosotros en la creación de su futuro.
Es un proyecto experimental, que se va construyendo de forma orgánica.
Un proyecto para compartir, la inspiración del Oráculo y su potencial sanador y creativo.
Para ir reconciliando las ambigüedades, externas e internas, y mis propias resistencias acerca de lo que es un Oráculo.
Y para seguir experimentando e investigando las fronteras de lo artístico, del misterio, del azar, de la intuición, de la comunicación. De aquello que es la consciencia compartida donde todos estamos de alguna manera conectados, y en que las acciones de uno tienen repercusiones que nos afectan a todos.

 

Pintura de Simon Kenny

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *