Escribir lo Femenino

Proceso de escritura creativa

A través de la expresión, me revelo y me descubro. Me revelo y me autorizo. Valido mi propia experiencia y percepción, internas y externas. Y así, voy tejiendo puentes entre mi interior y el mundo de afuera.

El Principio Femenino

El principio femenino encarna la inspiración en la materia, lo espiritual en lo físico. Es receptivo y creativo, es instintivo y transgresor. Es el saber visceral y el poder de la ciclicidad. Es la capacidad de acoger el dolor y el placer.

Recuperar el principio femenino es una necesidad en estos tiempos. Recuperar la conexión con la tierra y con el cuerpo. Recuperar la soberanía de la propia energía y la autoridad creativa.

Recordar los misterios, conocer las muchas caras de la diosa para recordar que lo femenino en nosotros – mujeres y hombres – también es múltiple. Somos a la vez la Madre, la Amante y la Bruja. Somos Psique y Perséfone, somos Hécate y Deméter, Inanna y Ereskigal.

Tejer un lenguaje propio

Escribir es una forma de dar voz a mi vida interna y potenciar la energía creativa. Es una forma de hacer propias mis experiencias. Es necesario tener palabras propias, voz propia, en un mundo lleno de ruido. 

A través de la expresión, me revelo y me descubro. Me revelo y me autorizo. Valido mi propia experiencia y percepción, internas y externas. Y así, voy tendiendo puentes entre mi interior y el mundo de fuera. Y cruzar esos puentes de forma regular es lo que me permite ocupar mi lugar en el mundo sin perderme, participar en él desde mi propia singularidad.

El Proceso

Cuando creamos nos acercamos a nuestra esencia y cuando nuestra verdad se revela tejemos coherencia entre nuestras palabras y nuestra voz, entre nuestro cuerpo y nuestra alma, entre nuestra vida interna y el mundo que habitamos.

9 encuentros durante 9 meses para CREAR desde la sabiduría del principio femenino.

Entre septiembre y mayo haremos un viaje al encuentro de nuestro poder creador y sabiduría interna. Nos encontraremos una vez al mes para nutrirnos del principio femenino y del acto creativo. 

Abrimos este espacio para descubrir en la Imaginación un lugar de transformación y digestión de nuestras vivencias, y en la Expresión un acto que potencia nuestra vitalidad.

Calendario

9 Encuentros Mensuales Online

Del 16 de septiembre 2024 al 12 mayo 2025

16 septiembre 2024

14 octubre 2024 

13 noviembre 2024 

 9 diciembre 2024 

 13 enero 2025 

10 febrero 2025 

 10 marzo 2025 

 7 abril 2025 

 12 mayo 2025

Formato Online ( el taller quedará grabado y se puede hacer en diferido).

Lunes, 18h – 21.30h hora España  ( dos horas y media de taller más una hora opcional para el compartir, que no quedará grabado) 

Aportación

El valor del recorrido completo es de 240e pagos en la inscripción.

Si deseas participar en sesiones sueltas, es posible y tiene un coste de 40e/ sesión.

 

Inscripciones

Inscripciones abiertas hasta el 11 de septiembre.

Plazas limitadas.

Los Recursos

Este es un espacio de creación y descubrimiento para nutrirnos de las muchas expresiones y manifestaciones del principio femenino – en el arte, en la mitología, en la naturaleza, en la espiritualidad – y activar la expresión de nuestra propia voz.

Lo haremos a través de diferentes dinámicas creativas, explorando recursos como:

La Pintura

La Música

El Lenguaje simbólico

La Mitología

El Movimiento

La Arteterapia – la expresión a través del uso somático e intermodal de la pintura, la palabra, la música, la imagen, el movimiento y la imaginación. 

El Oráculo – el contenido simbólico y arquetípico expresado artísticamente en las barajas oraculares. 

La Mitología – las narrativas de la mitología mundial y de los cuentos de hadas.

No es necesario tener ningún conocimiento artístico para realizar este proceso.

“No es la luz del sol lo que necesitamos. Milenariamente la gran estrella iluminó la tierra y, al final, poco aprendimos a ver. El mundo necesita ser visto con otra luz: la luz de la luna, esa claridad que cae con respeto y delicadeza. Sólo la luna revela el lado femenino de los seres. Sólo la luna revela la intimidad de nuestra morada terrenal. No necesitamos el nacer del Sol. Carecemos del nacer de la Tierra.”

Mia Couto